Período de Adaptación desde tu Realidad – parte I

Recordemos donde estamos: En los artículos anteriores te expliqué la importancia de comer frecuentemente, te enseñé a calcular las calorías que debe tener cada porción, como ajustar estas calorías y el horario indicado para ir a favor del ciclo corporal metabólico. En cada uno de estos artículos di ejemplos que son «casos ideales» o para personas que ya están acostumbrados a comer porciones de igual cantidad de calorías frecuentemente.

¿Pero qué pasa en los caso reales?: Se ha comprobado estadísticamente que la mayoría de las personas que llegan a buscar ayuda profesional, ya han hecho a lo menos 2 intentos para atacar el problema por sus propias formas. Y como siempre digo, la mayoría de estos intentos tienen que ver con el hecho de comer menos o realizar una cantidad exagerada de ejercicio, pensando que con esto quemarán más grasa y más rápido, todo esto inducido erróneamente por la industria y la creencia popular. El gran problema, es que al ocupar estos métodos erroneos, en el camino van ¡rompiendo y desacelerando el metabolismo!.

Por otra parte, están las personas que tienen hábitos de alimentación que han seguido durante años, y al tratar de lograr un cambio, se impresionan cuando les digo que tienen que comer de forma más seguida y más porciones en el día. Mayor es la sorpresa cuando se dan cuenta que las porciones tienen que tener la misma cantidad de calorías. Muchos están acostumbrados a comer 2 o 3 comidas principales en el día (desayuno, almuerzo y cena), y que sean de abundante cantidad.

Para estos casos que son la mayoría, explicaré la mejor forma de adaptarse al Método de Adelgazar Rapido, el cual promueve la aceleración del metabolismo, para una quema de grasas asegurada.

Quizás estás pensando: «Yo no necesito este período de adaptación, ¡Quiero hacer las cosas bien y obtener resultados ahora mismo!». Bien, te respondo: Espera un momento y regálate 10 minutos de tu tiempo para leer lo que voy a explicar. Este periodo es fundamental hacia un paso para el éxito. Es más: la falta de este período puede incluso hacer fracasar tus planes desde un comienzo si no sabes aplicarlo. He conocido mucha gente que averigua sobre el tema de contar calorías y comer frecuentemente, y realizan una dieta muy estricta de un día para el otro, y por este motivo pueden aumentar grasa o alentar el metabolismo muy rápido, ya que no toman el cuenta que el cuerpo está acostumbrado a un estado, el cual  hay que cambiar lentamente.

Entendiendo el período de adaptación

Recuerda que expliqué el método de calcular el consumo o gasto «calórico real». Esta cifra es realmente importante si quieres hacer las cosas bien. Ya que el cálculo que se hace a través de las formulas es teórico y tú realidad puede estar lejos de lo ideal, sobre todo si has mantenido una dieta específica por mucho tiempo. Ya había explicado anteriormente, pero en resumen:

1- Si has estado comiendo por mucho tiempo pocas calorías divididas en pocas porciones al día, probablemente puedas tener un metabolismo muy lento. Si realizas una dieta con un aumento calórico muy brusco, podrías acumular rápidamente grasa. Este caso también se aplica si estás estancado y no has visto resultados en mucho tiempo, debido a un déficit calórico muy grande con respecto a tu consumo o gasto calórico diario debido a una gran cantidad de ejercicio o a una dieta muy baja en calorías (o los dos a la vez).

2- Al contrario, si has estado comiendo mucho últimamente, tu metabolismo puede estar adaptado a quemar calorías, incluso si estás engordando por un exceso calórico elevado. Si realizas una dieta con un déficit calórico muy grande podrías alentar tu metabolismo rápidamente.

Es por estos dos motivos, es que conocer tu consumo o gasto calórico real es fundamental, de esta forma podremos ir alcanzando las calorías ideales poco a poco.

En el ejemplo visto el artículo «Calcular la cantidad de calorías por porción«: se presentó el caso de un hombre que ha consumido una dieta hace 2 meses de 2000 Kcal y comenzó al ir al gimnasio 4 veces por semana, al principio vio resultados pero al pasar de las semanas se ha quedado estancado en sus resultados. Esto se debe a que existe un déficit muy grande correspondiente a sus calorías ideales para quemar grasa de 2465 Kcal y sus calorías para mantener su peso de 2900 Kcal (ambas cifras obtenidas por la fórmula Harris-Bennedict).

¿Ves el problema en este caso?. Es fundamental que lo entiendas, te explico: Este hombre, con el afán de adelgazar y quemar grasa, comenzó una dieta de 2000 Kcal al día que mantuvo por los últimos 2 meses. Teóricamente el debería consumir 2435 Kcal al día (para adelgazar). Lo primero: se creó un déficit muy grande con respecto a su consumo teórico para mantener el peso de 2900 Kcal  (un déficit de 900 Kcal al día – ¡6300 Kcal a la semana!), esto es sin duda el gran problema del estancamiento ya que activó al modo de reserva de energía.

¿Pero como revertir esta situación?. ¿Qué pasa si este hombre quisiera comenzar su dieta de 2465 Kcal inmediatamente?. Y es específicamente en este caso cuando hay que tener sumo cuidado, ya que si esta persona comenzara a ingerir los 2465 Kcal diarios de un día para el otro, podría acumular grasa fácilmente al producir un aumento brusco calórico en base a un metabolismo lento.

Para solucionar esto se aplica el siguiente periodo de adaptación:

Semana 1: se tomará como base las 2000 Kcal de su dieta normal de hace 2 meses, en la cual comía 3 veces al día. Primero comenzaremos a acelerar el metabolismo dividiendo las 2000 Kcal en 5 porciones diarias, dando un total de 400 Kcal por porción. Esta cifra será la cantidad a alcanzar durante la primera semana. Los resultados se notarán rápidamente, ya que comer frecuentemente acelera el metabolismo. Pero recordemos que aun continúa comiendo por debajo de lo recomendado, si continua con estas calorías se estancará nuevamente.

Semana 2: durante la segunda semana, se aumentará a 2200 Kcal diarias, dividido en 5 porciones al día, con un total de 440 Kcal por porción.

Semana 3: se alcanzará los 2465 Kcal diarias, dividido por 5 porciones, con un total de 493 Kcal por porción.

Si te fijas, para este ejemplo se aumentó gradualmente 200 Kcal aproximadamente, por semana hasta llegar al ideal teórico. Aun que vaya un poco en contra de la lógica, quiero que entiendas que: para este ejemplo aumentamos las calorías con respecto a su dieta habitual, pero esto se debió a que tenía un déficit real muy grande con respecto a su teórico. El resultado será una activación y aceleración metabólica pero de forma gradual, lo que hará romper el estancamiento y comenzar a quemar grasa, ¡de igual forma o incluso más rápido que los resultados obtenidos al comenzar la dieta!.

La importancia del período de adaptación

Es de una tremenda importancia pasar por este período. Y lo es más para personas, que al contrario del ejemplo, pretenden seguir una dieta con menos calorías a su dieta habitual. Por ejemplo, si has comido en exceso durante un tiempo, al cortar las calorías muy rápidamente, es de seguro que activará el modo de reserva de energía al asimilar un brusco cambio en su dieta habitual. Un caso típico de personas obesas o con sobre peso, que intentan hacer dieta de un día para el otro, comenzando a comer muy poco. Lo de «esta semana comeré todo lo que pueda, ya que el lunes comienzo la dieta», es LO PEOR que podrían hacer.

El período de adaptación es un requisito primordial para asegurar no romper el metabolismo desde un primer comienzo.

En el próximo artículo, terminaré de explicar este período para el segundo problema: personas que están acostumbradas a comer 2 o 3 veces al día grandes porciones.


Artículos Relacionados
7 Comentarios
Comentario de Avg
Lo escribió el 24 abril 2011 a las 8:22 am

Hola, primero que nada quiero agradecer el compartir esta informacion, la cual nos ha motivado bastante en casa.
Yo calcule mi consumo diario de calorias de 2160 para mantenimiento y 1837 para quemar grasa (use un 15% menos). Dividi en 6 porciones dando un resultado de 406 para desayuno, 206 para la cena y 306 para el resto (en horarios de 7:30 am, 10:00 am, 12:30 pm, 2:30pm, 5:00pm, 7:30pm. Hice esto los primeros 15 dias y las siguientes dos semanas baje a 1700 calorias.

Voy para la cuarta semana, el problema es que cuando comence no estaba este articulo del periodo de adaptacion. Antes de comenzar consumia 1500 calorias y pase de un dia a otro a consumir 1800, si estaba acostumbrada a comer entre 5 y 6 porciones desde hace varios meses. Tengo una actividad liviana de 3 a 5 hrs de ejercicio a la semana. Los resultados han sido bastante notorios pero mi pregunta es si el no haber pasado por ese periodo de aaptacion alentara mi metabolismo en algun momento o no necesariamente? Si es asi, como puedo evitar alentarlo? Y otra pregunta es, como es posible o cual seria la explicacion de que aun cuando los resultados son muy notables, y aunq he bajado ya una talla y la estetica ha mejorado bastante al pesarme despues de casi 4 semanas no he bajado ya no digamos un kilo ni un gramo, sigo pesando exactamente lo mismo que cuando comence. gracias de antemano por aclarar mis dudas.

Comentario de Yury Sepulveda
Lo escribió el 27 abril 2011 a las 2:56 am

Avg, gracias por escribirnos y visitarnos, y sobre todo por aplicar lo que hemos explicado.

Antes que todo quiero dejar claro a ti y a nuestros lectores, que siempre puedes mejorar el estado actual. Esto quiere decir, que por ejemplo si particularmente no comenzaste una dieta con un período de adaptación y quizás eso produjo alentar un poco tu metabolismo, esto no quiere decir por ningún motivo que toda tu dieta posterior será un fracaso. Este artículo va dirigido para comenzar a realizar una dieta lo mejor posible, sobre todo si se a pasado un largo tiempo a costumbres que son muy por el contrarias de lo que trata el método.

En tu caso si ya estabas acostumbrada a comer varias veces al día, y pasaste de 1500 a 1800 kcal, quizás no fue un salto tan grande. Aun que de forma recomendable hubiese sido hacerlo quizás en dos pasos. Pero ahora mismo, lo que tienes que hacer, es seguir con tus 6 comidas diarias, y cada semana o cada 2 semanas, medirte el porcentaje de grasa y pesarte, para ver que resultados estás obteniendo realmente. Y con esto te contesto la segunda parte de tu pregunta, ya que si bien puede que no hayas bajado de peso, siempre digo que el peso no es lo que importa, sino los resultados estéticos y sobre todo la quema de grasa.

Puede que por ejemplo, se diera el caso, que quemaste grasa y aumentaste un poco de musculatura, lo cual sería muy ideal. Otro concepto, el cual explicaré más adelante, es que el tejido graso es altamente inflamatorio, y muchas veces al comenzar una dieta de este tipo, reduciendo los carbohidratos simples (azúcares y pastas), y tomando la suficiente cantidad de agua al día, este tejido se comienza a desinflamar y dejar de retener líquido, esto también te hace ver mejor. También depende del momento del día que te peses, etc. En realidad hay varios factores, pero no sabrás realmente que está pasando, sino sabes tu porcentaje de grasa.

En resumen: toma tu porcentaje de grasa constantemente y según los resultados debes aplicar los cambios correspondientes. ¿Qué cambios específicamente? Los explicaremos muy pronto en los siguientes artículos.

Comentario de Raúl
Lo escribió el 8 junio 2011 a las 6:53 am

Hola, Me encanta tu página web. Llevo un año y medio cogiendo poco a poco los hábitos que explicas (a través de un personal trainer) y me siento muy identificado con la forma de vida que planteas, ya que la sigo en un 90%. Hace un par de días descubrí tu página web buscando información, ya que me he estancado en mi bajada de peso (he llegado a la conclusión de que, en mi afán por bajar rápido, bajé mi consumo de Kcal ligeramente por debajo de mi metabolismo basal y ralenticé mi metabolismo aún habiéndomelo avisado mi PT). Leí todos tus artículos en un día, y me supo a poco. Necesito tu método al completo!!! es decir, la parte del entrenamiento (como acelerar el metabolismo minimizando la catabolización y como estimular el «crecimiento» muscular en esta fase) me parece fundamental para poder evolucionar en mi meta después de un periodo de hipertrofia muscular (10-12% de grasa corporal, estoy en el 18 y no bajo! estaba en el 26%) Tienes el método plasmado al completo? Hay alguna forma de obtenerlo? Llevas 2 meses sin escribir, has dejado un poco de lado el blog? Saludos, espero tu contestación.

Comentario de Yury Sepulveda
Lo escribió el 8 junio 2011 a las 1:45 pm

Raúl, gracias por escribirnos y visitar nuestro sitio. Sobre todo porque dices que te has sentido identificado con el, ya que a final de cuentas eso es lo que importa. El método completo no lo tenemos por ningún lado, ya que lo escribimos a medida que podamos y lo vamos subiendo, sólo tenemos un punteo general de los puntos que trataremos. No tenemos el blog de lado ni nada de eso, sólo que cada uno de los que participamos en la web hemos tenido algunas tareas que nos han impedido subir más artículos y terminar el método, pero no te preocupes ya que pronto seguiremos actualizando la web con todos los puntos que dices necesitar. Espero que nos sigas visitando y si puedes dar a conocer el sitio a otros conocidos te lo agradeceríamos. Saludos!.

Comentario de Raúl
Lo escribió el 9 junio 2011 a las 1:57 am

Gracias desde España Yuri.
Seguiré esperando vuestros artículos y ya he recomendado la página a varios amigos que están en situación parecida a la mia. Saludos!!

Comentario de Adrian
Lo escribió el 2 mayo 2012 a las 5:40 pm

Y que sucede cuando venias comiendo como cualquier persona normal, sin contar las calorías? Como puedes adaptar gradualmente la ingesta de calorías si antes -al igual que la mayoría de personas- no contaba las calorías?

En este caso debería aplicar de manera brusca y directa la ingesta de calorías recomendadas según el objetivo? Porque no veo otra alternativa…

Comentario de Yury Sepulveda
Lo escribió el 8 mayo 2012 a las 5:37 am

Adrian esto lo explicamos en el Método “real” para calcular el consumo de calorías diarias. Básicamente cuentas las calorías de tu dieta actual, y luego la comparas con la teórica para establecer un ajuste gradual. Precisamente es por que el cuerpo se acostumbra, si tu dieta real es de por ejemplo 3000 Kcal y tu ideal por fórmula es de 2400 Kcal, sólo de mantención y por ejemplo 2000 Kcal para quemar grasa, si llegas y consumes de manera brusca los 2000 Kcal, estarías alentando el metabolismo en unos cuantos días. Es por eso que debes hacer el cambio gradualmente como hemos explicado.

Escribe tu Comentario